Sin juramento me podriais creer que quisiera que este blog, como hijo del entendimiento, fuera el más hermoso, el más gallardo y más discreto que pudiera imaginarse. Pero no he podido yo contravenir al orden de naturaleza, que en ella cada cosa engendra su semejante. Y, así, ¿qué podía engendrar el estéril y mal cultivado ingenio mío, sino la historia de un hijo seco, avellanado, antojadizo y lleno de pensamientos varios y nunca imaginados de otro alguno?





domingo, 12 de diciembre de 2010

Nuestras vidas son los ríos

El río Guadalquivir

va entre naranjos y olivos,

los dos ríos de Granada

bajan de la nieve al trigo.

26 comentarios:

Joselu dijo...

No parecen tan poéticos a tenor de las imágenes. Quizás el tiempo pasado desde que Lorca lo escribió haya convertido en prosa lo que en otro tiempo fue poesía. Mi hija se sabe este poema y otros varios del poeta granadino al que no aprecian sus connaturales. Saludos.

Pepe dijo...

Joselu, las fotos corresponden al Genil ayer a su paso por la ciudad, y al Veleta, madre de todas las nieves, a día de hoy. Así está la cosa. Lo más poético me parece la hojarasca de otoño, y por eso la he puesto. Es posible que el poeta viera otras cosas, o estas con otros ojos. Verde, que te quiero verde, como cantaba Manzanita, quien por cierto decía que muchas noches despertaba con unas ganas enormes de pagarle a su mujer, que dormía a su lado, por si acaso. Libre asociación de ideas, o escritura automática, disculpa.

María dijo...

Pues sí que estas de asociación de ideas PEPE, luego di que no jajaja

Y así me vuelvo yo distraída o desilusionose qué ( es que no me sale tu palabro). Bueno, corramos un tupido velo, que yo siempre me lío sola:))

Quería decir, que primero empiezas con Jorge Manrique en el título...así todo depre que sigue él y después enlazas tus ríos con Lorca, todo bucólico y primaveral, en esta, claro... ¿ con qué nos quedamos? ¿ con la depre por los ríos que se van? o ¿con los naranjos y el trigo?:-) es que yo, ya ni sé, de verdad.

Bueno, te dejo esta ...

POR SEGUIR CON LORCA Y QUE NO NOS ATAQUEN LAS PENAS, SI ES POSIBLE


Muchos besos y feliz noche.

Pepe dijo...

Cuando dije yo que no, María? Es un brindis a Freud, pa que venga y me psicoanalice, o analice, como dicen los latinos, si se atreve. Me parece que te quieres referir al término "delusion", de donde viene lo delusivo, pero eso no es psiquiatría, es neurología. Fíjate que empecé por donde tú dices pero he acabado hablando en el comentario anterior de los instintos maltratadores de Manzanita. Mu bueno Camarón, y además se llevaba muy bien con La Chispa, se señora. Besos.

Malo Malísimo dijo...

Bueno Pepe...a mi me encantan... me encanta Granada en invierno y en verano...me encanta ver los ríos a reventar de agua o secos como palos...si el año ha sido malo en nieves...Cada cual ve la película como la vivió en su momento... mis momentos furon felices. Duros, muy duros pero felices...y esos ríos, esos paisajes forman parte de ello...no se, carajo, claro que lo se, pero que les den... me gusta ese sitio, lugar... me gusta Granada, sus rios, sus montes. Te envidio...y mira que me encanta mi pueblo.

Puigcarbó dijo...

Lo he borrado yo el anterior, no me acordé y lo dejaba en catalán.

Como tataranieto de Don Jorge Manrique reclamos mis derechos de autor.

Por cierto, és cierto lo que cuentan o un chiste, que cuando la Expo de Sevilla hicieron un puente muy bonito sobre un rio totalmente seco y le llamaban "el puente sobre el rio cuá?"

Pepe dijo...

Granada de día, Granada de noche, con nieve y con coches, Malo.

Puicarbó, no vi -en el email- que dejaras nada en catalán, que en todo caso sería bienvenido, pero elimino del todo el tachón. Es cierto que en la Expo se hizo un puente cuando aun no había río, que vino después, pues ahí estaba la dársena de Chapina que quitaba continuidad al Guadalquivir a su paso por la ciudad. Se llama Puente del Cristo de la Expiración, que a los sevillanos les encantan cristos y vírgenes, pero se bautizó como Puente de los Leperos en homenaje a ese chistoso pueblo onubense. Lo del chiste ese del río quá no lo había oido; habría que preguntarle a los sevilanos, que son los más chistosos de esta Andalucía de maría santísima. Cobras aun royalties por la obra de tu tatarabuelo? Mandame a Teddy Bautista, o al Ramoncín.

María dijo...

¿ Sabes? he estado meditando jajaja

Es que tú me haces meditar mucho :-)

Y he llegado a la conclusión, que por esta vez, va a ser que no, lo de Freud, para nuestra desgracia, hasta los psiquiatras se cortan la coleta y ¿tú mira qué problema tenemos ahora? el más grave, tú quedas sin psicoanalizar... los ríos no van a tener claro a donde van a dar... los andaluces se van a quedar sin saber por qué tienen ese vena medio mísitico/ mariana/chistosa y a todo esto, yo sin saber que por Granada pasaban dos ríos, que es muy bonita, sí que lo sé.

Bueno que te dejo a ti, elucubrando sobre la vida de las parejas de los artistas jajaja si es que...


Muchos besos y feliz lunes

Pepe dijo...

Pues no pasan dos, Maria, tiene tres: el Genil, el más famoso, el Darro, o Dauro, que baja por el Paseo de los Tristes y se oculta en Plaza Nueva ya hasta afluir al Genil a la altura de "Los Sánchez", y el Beiro, actualmente embovedado en todo su trayecto urbano. Ya ves. Besos.

ATB dijo...

En mi pueblino hay dos arroyos que parecen poca cosa, sin embargo cuando se enfadan son temibles. Los han tenido que encerrar en cajas de hormigón. Aun así, al llegar las tormentas cada año, la furia de sus aguas contenidas anuncia amenazante su poder. Puede que algún día el hormigón no sea suficiente.

Su historia es la del pueblo.

Hitos dijo...

Domesticar los rios, parece que todos tengan que estar controlados. Los desnaturalizamos.

Pepe dijo...

Ya te digo, Hitos, nuestras vidas son los ríos... Qué sería de nosotros sin control, sin la cierta desnaturalización que nos impone la sociedad civil, o militar? Seríamos como animales, to el día pensando en lo mismo.

Puigcarbó dijo...

es que me lié y faltaba un trozo, la excusa quedaba más elegante. Gracias por la información.
Aquí tenemos una anécdota o sucedido que diría Paco Gandia (qepd) de un diputado que en un pueblo de Lleida en un mitin pree-electoral enardecido les dio a los ciudadanos después de prometerles el oro y el moro...Y también os haremos un puente....a lo que uno de la primera fila le interpeló...Perdone, pero es que aquí no tenemos río....Y el pájaro sin inmutarse le contesto...pués también os pondremos un río...y se quedó tan ancho (dejémoslo en leyenda urbana de antes de la guerra), pero podría ser.

un abrzo

Pepe dijo...

Puigcarbó, has seguido el caso? Igual les puso el puente y el río, y todo. No siempre los políticos fueron tan tacaños como ahora. Solís -"la sonrisa del régimen" franquista- puso un hospital en su Cabra natal, Licinio de Fuente, aquel hombre bizco que fue ministro de trabajo con Franco, puso una Consultorio en su Granada natal, que aun lleva su nombre, y creo que Zapatero ha hecho un enorme aeropuerto en León, aunque no vayan aviones por allí, que aquello es más bien de secano. Pa que veas.

María dijo...

Jajaja Pepe,

tu insiste que a lo mejor Freud, se apiada, se pega la coleta con pegamento y lo ves bajar en una canoa por el Genil a la altura de ese sitio que le gusta mucho. Es más, yo creo que debe ser donde tiene colocado el sofá para spicoanalizar al personal... y ya sabes, tú vas prime que a ti te tiene enchufado :-)

Eso sí, después nos traes el resultado ¿OK?

¡¡Ay, Sr. lo que hacen los lunes conmigo!!:-)


Más besos y más besos, que estamos de oferta....

Malo Malísimo dijo...

Manía de encauzarlo todo.....para ganar terreno y sacar tajada y dar el pelotazo y que la gente se ajogue cuando llueve y los ríos reclaman lo que es suyo por derecho...

Pepe dijo...

Que no, María, que no necesito yo de psicoanálisis alguno. He estado en Viena en la cafetería del Hotel Sacher, donde el experto en neuróticas degustaba cada día su Sachertorte, pero no sabía que hubiese andado por esta ciudad donde habito, ni que hubiese aquí un sitio que le gustase. Aclara. Besos, nunca de oferta, siempre con su precio justo, con su justo valor.

Pepe dijo...

Malo, el encauzar resulta peligroso solo en los grandes temporales, cuando toda represión puede reventar. El no encauzar es peligroso a diario. Lee lo que dije a Hitos más arriba.

María dijo...

Debe ser que otra vez los neurotrasmisores al cruzar el puente sobre el río sinapsis que va de neurona a neurona, a la altura de Viena, se han atragantado con un strudent mientras Camarón de la Isla les tocaba una saeta y se han montado un lío con los ríos, que ya no saben si van dar a la mar sobreinformando a las neuronas, haciendo una verónica en el ruedo o piragüismo por el río Genil ¿qué tal? ¿más claro ahora? o...

¿Llamamos a Joaquín Prats para que nos saque del apuro y de paso el precio justo de los besos? o mejor a Fernando de Lesseps para que nos encauce los río, haciendo un canal y de paso un poco a mi que ando un pelín despistada.

Ni se te ocurra psicoanalizarme, que me pones la camisa de fuera directamente ;-)

Muchos besos de los valiosos y feliz noche.

Malo Malísimo dijo...

Demasiado control, demasiado encauzamiento y lo de los animales...¿Desde cuando piensan los animales? No Pepe, no, las cosas como dios manda, mande quien mande y a ser posible...que no mande nadie...que el cauce lo marque la naturaleza.

Puigcarbó dijo...

No seguí el caso, entre otras cosas porqué la anécdota me la han situado en tres poblaciones distintas, aunque la más razonable seria en Cervera(lleida) i el político Santiago Russinyol, pero como de este hay muchas anécdotas como la de vender duros a cuatro pesetas, que al parecer eran falsas o inventadas, lo dejé ahí.

Pepe dijo...

María, no te puedo psicoanalizar, pues eso es cosa de psiquiatras analíticos, o de analíticos simplemente, pero observo que tienes gran soltura en la libre asociación de ideas; tumbada en un diván harías las delicias del analista, que seguro que en seguida te llevaría a asociaciones más comprometidas. No seré yo quien lo haga, pues no me siento capacitado, aunque en tu caso me podría sentir interesado. Besos, sin más.

Malo, quién te ha dicho que los animales no piensan? Otra cosa es que sean discretos y no lo cuenten.

Puigcarbó, ese Russinyol iba mal; o sea que vendía duros a cuatro pesetas, además falsas; ruina total. Lo suyo, siendo de donde parece que era, es que vendiera duros falsos a seis pesetas. No?

Buen día a todos.

Clidice dijo...

Yo, como Malo (y que no sirva de precedente) soy anti-encauzar nada, que el agua es peor que el fuego y siempre acaba pasando. Será que en mi tierra hay muchas rieras y muchas riadas y ya sabemos de que va la cosa. Por favor, no nos quejemos si construimos en el cauce del río.

Ah! y la cosa de "los duros a cuatro pesetas" era algo así: Russiñol, con sus amiguetes, apostaron que los catalanes payeses eran muy desconfiados y, cuentan, montaron una parada donde realmente vendían duros a cuatro pesetas. Parece que no vendieron nada ^^

Puigcarbó dijo...

Cñídice, que 'aluego' dijeron que esto de Rusiñol no era verdad, que era un invento de no se quién. Lo que si hacia Rusiñol era subirse al terrado que daba a las Ramblas y desde allí meaba a los que pasaban por debajo. Un poco cabroncete si que era.

Clidice dijo...

Francesc, yo no sé si es cierto, que en aquella época, a finales del XIX, era muy joven y aun no blogueaba. De todos modos la anécdota explicada con pelos y señales la saqué de aquí.

Pepe dijo...

Pos ahora que recuerdo, un dia del siglo ante-pasao iba yo por donde la fuente de canaletas y me cayeron unas gotas; pensé que era la fuente, pero ahora me temo que fuese el agüita amarilla del Rusiñol... caguenlá.