Sin juramento me podriais creer que quisiera que este blog, como hijo del entendimiento, fuera el más hermoso, el más gallardo y más discreto que pudiera imaginarse. Pero no he podido yo contravenir al orden de naturaleza, que en ella cada cosa engendra su semejante. Y, así, ¿qué podía engendrar el estéril y mal cultivado ingenio mío, sino la historia de un hijo seco, avellanado, antojadizo y lleno de pensamientos varios y nunca imaginados de otro alguno?





domingo, 26 de diciembre de 2010

Volver de buen año


25 comentarios:

Hitos dijo...

¿Te lo comiste?

Gemma dijo...

Con la piel cambiada :D ánimo majote!!!

Gemma dijo...

Besinos :D, te los mereces todos.
Cúanto pesa un corazón normal?

Novicia Dalila dijo...

Eso es masoquismo puro....

Pepe dijo...

Gemma, lo del peso del corazón es casi lo único a lo que puedo responder: pesa entre 270 y 300 gramos en un adulto joven de estatura media, según se encuentra por la red, pero no sé por qué me lo preguntas. Tampoco sé qué es eso que pregunta Hitos que si me he comido, como no sea el de la foto a su compañero -nadie dice que esto sea autobiográfico- , pero las boas solo tardan unas horas en hacer la digestión, y si fuera así el de la foto en 32 años no parece haberlo conseguido. Tampoco sé que son esos que me merezco todos, ni sé a quién llama masoca la Novi.

O sea, que o ando espesillo, o la andáis ustedes.

Gemma dijo...

Yo por un momento pensé que tenías ganas de mostrarnos tu curva de la felicidad ganada entre otras cosas, a base de 32 corderos navideños y algún que otro mero; estaba tan datado y tan adecuadamente titulado...en fin, aunque no seas el de las fotos supongo que podrás decirnos donde se hicieron; el lugar parece bonito y muy tranquilo y luego si eso nos explicas de qué va el post porque es evidente que no me he enterado de nada, espesita del tó :D

Pepe dijo...

A ver, Gemma, yo creo que lo has entendido casi todo, y aunque está feo que el artista haya de explicar su obra, haré el esfuerzo.

El lugar es la gruta de la santina, en Covadonga, Asturias -de ahí que los enlaces lleven a músicas asturianas, de Víctor el de Ana, concretamente-. Ahí hay un señor que dice ay! porque tiene foto comparativa de cuando estuvo en ese lugar en 1975 y de cuando volvió en 2007; parece que trató de alguna forma de rememorar la pose de 32 años antes, aunque andaba despistado y cambiado. Esas fotos han llegao a mí, y me han resultado curiosas. No modifica mucho la historia el hecho de que el retratado sea el autor u otro cualquiera. O sí?

Lázaro dijo...

Pepe,hiciste la mili? Si fue así, seguro que en tu cartilla militar no pondrá eso de "valor: se le supone", sino más bien, "valor, sobrado anda el recluta..."
Vamos, que meterse en estas comparaciones... y en navidad, qué pasa, que quieres ahorrar en las cenas y buscas excusas? No te reprimas ahora, eh, disfruta lo que te dejen, que los médicos, mejor que nadie,sabéis que eso del "carpe diem" es algo más que una frase hecha. Un abrazo.

Malo Malísimo dijo...

Pepe el Full Metal, munición de guerra que en su versión modelna es de uranio empobrecido, vamos las sobras del uranio que se aprovechan para estos menesteres.

Y de las fotos...¿añoranzas? ¿Recuerdos?
y lo único modificado es el volumen del interfecto...igual igualito que me pasa a mi.

Pepe dijo...

Hice la mili, Lázaro, una full mili, y en mi cartilla pone eso de que el valor se me supone, además de asignarme el empleo de camillero de segunda en el cuerpo de sanidad de nuestro glorioso ejército, duelo hoy de aeropuertos y torres de control.

Malo, ni añoranzas ni recuerdos, es un simple divertimento. Te recuerdo que justo en esa gruta comenzó San Pelayo la famosa reconquista.

Gemma dijo...

Pues no había visto que detrás de los años habían canciones, mi ratón no advirtió los enlaces al ser del mismo color que el título y como no había más texto de otro color...

En fin, te agradezco el esfuerzo.

Buenas noches.

Sargento Sánches dijo...

Pelo ¿é que tenéih que pasaroh la puñietera bida ridiéngdose de loh baloreh sagraoh i etelnoh? La mili, er Ejélsito, la crúh sagrá, Dong Pelallo, la lusha congtla er infiés. ¿No se podríaih tocá loh bueboh ung rato, copóng?

Ni eng Nabidás le dejang a uno tlangquilo, cullóng, lla!!!!

Cong er Engpatera eze, que parese ung gorila zebao, no se metéi, no. Cong eze no jaséi shahcarriyoh, no balla a sé.

Belgüengsa me daría a mí.

Pepe dijo...

No hay de qué, Gemma, tú lo mereces.

A ver, Sargento, no tengo nada que objetar a que aquí defiendas tus valores como cada uno defiende los suyos, pero a qué viene ese ramalazo racista y xenófobo contra Enpatera? Aquí apenas viene ese negro malencarao que muerde la mano que le da de comer.

Montse dijo...

Eso de compararse la barriga a través de los años es muy propio de los masocas.

Es como probarse un vestidito de antes de la primera boda, ese que guardas con cariño envuelto en papel de seda y sólo lo sacas para llevarte el berrinche de tu vida (y así, año tras año)esperando a que vuelva la moda.

Me estoy yendo por los cerros de Úbeda.

En fin, nada de mirar fotos antiguas, nada de mirarse al espejo. Por lo menos hasta que pase el día del roscón, digo el día de Reyes!

Y luego, a comer verduras y al gimnasio!

Feliz Año Nuevo, por si no nos leemos...

Pepe dijo...

Montse, gracias por los consejos. Quisiera resaltar que la última foto expuesta es de hace más de tres años; nada que ver con la actualidad, podría ser.

Lázaro dijo...

Hostia, cómo se nota que estoy desentrenao; no caí en la cuenta de que el sargento anda ojo avizor, como no podía ser de otra manera, máxime en los tiempos que vivimos. Discúlpeme, mi Sargento, presente mis respetos a su señora y pase usted una muy feliz navidad, aunque, en honor a la verdad, debo decir que me cuesta imaginármelo cantando villancicos.

Pepe, camillero de segunda?¡, cómo te dejaste...?

Reconozcame, mi Sargento, que el problema secular de este nuestro y, sobre todo suyo, sagrado ejército ha venido siendo no saber reconocer los talentos.

Lázaro dijo...

...de hecho, a mí me eximieron por exceso de cupo.

ATB dijo...

A mí por pies planos. "Vállasushté pordondavenío, y sin mirá patrá" me dijo el capitan. Ahí acabo todo para mí. Y se me nota, no digo que no.

En definitiva que con el tiempo he llegado a la conclusión de que mis pies planos y feuchos son la segunda cosa más valiosa que tengo en el cuerpo.

Hermano y compañía, Feliz navidá AR!!

Pepe dijo...

Lázaro, no creas que es de poco mérito saber mover camillas con heridos por la anfractuosa orografía del norte de África para ponerlos luego a lomos de mulas, que era la tecnología con la que me adiestraron. Mientras los camilleros de primera y de segunda andábamos en eso, el sargento calmaba a las mulas a puñetazo limpio; sargento Falcón se llamaba; quizás Sánchez lo conozca. Tampoco era tarea fácil trasladar a las esposas de los militares de paritorio a sala, o viceversa, por la escalera (no había ascensor en la maternidad) sin que se nos cayera de la camilla y sin mirarle ni a la cara ni a los turgentes pechos, pues lo teníamos expresamente prohibido bajo pena de calabozo sine die. Ya ves que sabían ellos donde estaba el talento. Estoy mu orgulloso de aquel deber cumplido, y aunque al final el título que me dieron es el de camillero de segunda, como tengo dicho, la tarea de camillero se compatibilizaba con la de médico; a veces tuve que abandonar el puesto de guardia para uno de esos traslados en la maternidad.

Y lo peor, hermano, es que creo tener los pies tan planos como tú, o más, pero no le supe sacar partido, o quizás es que en mi generación el nivel de compromiso con la patria era mayor.

panterablanca dijo...

El día de la foto de 1975 parece que había una niebla bien espesa, ¿verdad? Debe ser por eso que parecen más delgados los de la foto de arriba que el de la foto de abajo ;-)
Felices fiestas.
Besos de pantera.

Lázaro dijo...

Pepe, a diferencia de tu hermano, la cuestión es que tus pies planos quizás sea la primera cosa más valiosa que tengas en tu cuerpo. Por eso no te libraste. De ahí que, por lo que me cuentas, nada de talento desaprovechado. Eso sólo va ya por mí y por ATB, quien seguro que nos deja con las ganas de saber cuál es la primera en el ranking de sus virtudes. Podrías darnos tú alguna pista?

Pepe dijo...

Pos yo creo que no es niebla, Pantera, que es la cámara, era de aquellas negras, sin lente, con solo un agujerino delante y una placa de vidrio al fondo.

Lázaro, te lías, te fallan los silogismos; mis pies planos no son valiosos, pues para nada me han servido, al contrario que a mi hermano, que le sirvieron para eludir el servicio de armas. En lo de talento no desaprovechado te he dao la razón, pues bien que me aprovecharon. No te puedo decir cómo anda mi hermano de virtudes; no lo veo desnudo desde que era bebito, y esas cosas pueden cambiar mucho.

V dijo...

Me llama la atención que en la de 2007 exista una valla que no aparece en 1975. ¿Que tantos suicidios desde ahí o algo? :o

Ya sé, ya sé... qué malas ideas tengo...

No estaría mal que dentro de 30, ni cruces, ni valla ¿tú sabes qué panorámica más buena?...

Lázaro dijo...

Y desde cuándo eludir el servicio a las armas es honorable: Sargento, que le pillo despistao¡

Pepe, me refería a las virtudes del alma...

Pepe dijo...

V, no sé si la valla es realmente nueva o es solo que la posición del cámara la anulaba. No hay por aquí nadie de allá? No creo que aquello haya sido nunca lugar de suicidios, además de que me parece que no es mucha la altura desde esa abertura de la gruta, y si te tiras pa matarte igual tienes que repetir.

Lázaro, donde he hablao yo de honorabilidad? No valen más barcos sin honra que honra sin barcos? Las virtudes, como dijo el poeta, son del alma, pero un cuerpo es el libro en que se leen.