Sin juramento me podriais creer que quisiera que este blog, como hijo del entendimiento, fuera el más hermoso, el más gallardo y más discreto que pudiera imaginarse. Pero no he podido yo contravenir al orden de naturaleza, que en ella cada cosa engendra su semejante. Y, así, ¿qué podía engendrar el estéril y mal cultivado ingenio mío, sino la historia de un hijo seco, avellanado, antojadizo y lleno de pensamientos varios y nunca imaginados de otro alguno?





miércoles, 8 de diciembre de 2010

A vueltas con el alma

Dejemos a Bono y vayamos a cosas más serias y menos peligrosas. La relación cerebro-mente ha sido un tema recurrente para nosotros. Javier de Felipe, neurocientífico español, dice hoy en un artículo en El País: "Quizá, una de las principales contribuciones de la neurociencia actual ha sido abordar el tema de los procesos mentales desde un punto de vista biológico, pero es llamativo el poco arraigo popular e influencia en la sociedad del conocimiento neurocientífico: debido a la poca cavilación sobre la relación entre el cerebro y nuestra humanidad es frecuente encontrarnos con la dificultad de aceptar la naturaleza neural de los procesos mentales, incluso dentro de la comunidad científica". Si es difícil en la comunidad científica, imaginen para los profanos, entre los cuales hay tanta gente de letras, amantes de la falsa poesía de lo supranatural. Es descorazonador que otro neurocientífico, Matthew Kirkcaldie, de la Universidad de Tasmania -de donde es el demonio- diga esto a De Felipe: "Me encantaría ver una corteza (cerebral) de silicio, pero tengo una creencia profunda e irracional en que hay algo en las neuronas que no podemos capturar con la morfología y la electrofisiología". Menos mal que él mismo admite que esa creencia es irracional... Médico, cúrate a ti mismo. Desde luego que así no hay manera. Ni la habrá.

14 comentarios:

Arare dijo...

¿Cuando a uno le duele el alma cómo lo notan, los científicos? ¿Lo pueden capturar electrofisiológicamente? ¿El médico del alma es el almólogo o seguimos con los curas (para algunos9 y los psiquiatras(para otros)?

esto ya sé que aquí no toca, pero... a mi tampoco me gusta Bono.


Y en general, todo lo concerniente a la política y al estado general de nuestro país me da mucho yuyu.

Arare dijo...

esto... el 9 del comentario anterior quería ser un cierre de paréntesis. Pero a veces los dedos van más deprisa de lo que debieran y se me traban las teclas.

Sorry.

Quedaría más o menos así (para algunos)

ahora si.

Pepe dijo...

Arare, Arare, se llamará el dolor de alma "almalgia" o "almodinia"? Es difícil que un científico note un dolor de alma, porque los científicos serios y rigurosos no creen en esa cosa, que es precisamente a lo que va dirigida esta entrada.

Y menos mal que has aclarao lo del 9/) ;-)

Antonio dijo...

Como a esta vida hemos venido a provocar, o eso creo yo, te contaré, hermano Pepe, que yo fui agnóstico mientras profesaba las letras y ya ateo cuando entré en la neurobiología; de estudiante, digo, porque nunca he sido un maestro en ella, que bien sé yo a quién no le llego a la suela del zapato. Es cierto que en las letras se encuentra la belleza en la sinrazón y no le quito mérito a eso, que de buen seguro lo tiene. Pero hasta eso tienen que agradecerle las letras a la neurofisiología: la explicación al placer de lo no(razonable), sea alma o diablo, de Tasmania o de por aquí cerquita.

Perdona tanta coma y demás pero uno no puede ocultar de dónde viene.

Aprovecho para saludar a nuestro hermano ATB, sanguíneo tuyo y predilecto mío. Bien sé que podría llegarme a su taberna pero seguro que a esta hora tiene cerrao ya.

Un abrazo a tós y a toas, con mi cerebro que con el alma no puedo.

Pepe dijo...

Hermano Antonio, el hermano ATB tiene cerrao no sé si por reformas, o por qué, pero no solo a esta hora.

Yo de la cosa neurobiológica ando, como sabes, más bien en el lado sucio, en el de la enfermedad y las calamidades, y quizás es por eso por lo que aprecio peor la belleza de la sinrazón, aunque entiendo que no deja de ser belleza. Yo espero que la gente de letras sigan disfrutando de esa sinrazón, pero que al mismo tiempo agradezcan a la neurobiología el saber cómo. Sé que me entiendes, aunque fueras de letras en su día; yo nunca lo fui, pero las estudié con afán.

Buenas noches, hermano.

Sargento Sánches dijo...

Cagonglaputas!! que é de perdío lah yabeh de caza.
Vuhcaré vajo aqueya farola que ajquí no ai lus. Ezo é lo que asemo loh torpeh. Vuhcamoh agonde podemoh bé.
É la bengtaja de no ze de letrah ni de siengsiah, u zea, ze shujquero. Qué glan siensia é esa, eing? Pepe?

Hitos dijo...

Cómo se nota la evolución en la investigación, hemos pasado de los ratones coloraos a los arco iris (que gaaaaaais).

Sobre el alma y to lo demás, no tengo criterio, me pierdo por el extrarradio del cerebro.

V dijo...

Me has recordado a esto:

Tengo un amigo que es artista, y a veces toma un punto de vista con el que no me puedo poner de acuerdo. Sostendría una flor y diría: Mira lo bella que es. Y yo estaría de acuerdo. Y me dice: Yo como un artista, puedo ver que tan bella es. Tú como científico la desarmas completamente, en algo aburrido. Y entonces es cuando yo pienso que él está un poco loco.
Primero que todo, la belleza que él ve, está disponible para otras personas y para mí también. Y creo que, aunque mi gusto no sea tan refinado como el de él, puedo apreciar la belleza de una flor. Y al mismo tiempo, veo mucho más de la flor de lo que él ve. Puedo ver las células en ella, las interacciones complicadas, que también tienen una belleza. No sólo es belleza esta dimensión de un centímetro, sino que hay belleza en dimensiones menores.
La estructura, los procesos, el hecho de que los colores de la flor evolucionan para poder atraer insectos al polen de ésta, es interesante. Significa que los insectos pueden ver el color. Eso trae una pregunta ¿acaso este sentido estético existe en formas menores? ¿por qué sucede esto? Toda clase de preguntas interesantes, en las que el conocimiento científico sólo añade a la excitación y forma de observar una flor. Solamente añade. No entiendo cómo puede restar.


Tal vez me lo haya recordado porque yo tampoco entiendo cómo no existe ése interés, cuya base al fin, se sustenta siempre sobre lo mismo. Me parece que obviarlo es equivalente a quedarse uno en la superficie de las cosas. Con lo divertido que es desmontarlas y re-observarlas y/o analizarlas después.

Será eso... cuestión de interés al fin, sin más.

Como decía... creo que fue deGrasse Tyson o alguno de estos: Si tienes conocimientos científicos, ves el mundo de una forma muy diferente porque la ciencia cambia la manera en que funciona la mente.

Yo la prefiero. Tampoco entiendo otra, sinceramente. Pero igual es que ya se me deformó del todo el alma y me he vuelto invidente para cosas que otros sí ven. O simplemente que soy tan corta que no me llega, vaya ud. a saber. En el supuesto, tampoco me importa demasiado. Si así fuese, me interesaría por cambiarlo. Y no.

Besos.

Pepe dijo...

Sargento, espero que encontrases las llaves y que Matilde no fuese dura contigo. La verdad es que no eran horas. A tu alférez se le vio también por ahí de alta madrugada. Andabais juntos de farra? Él anduvo, después de estar aquí, en la taberna de ATB y dándole serenata a doña Hitos. Buena forma de cerrar el puente.

Doña Hitos, queda poético eso del extrarradio del cerebro. Me gusta.

V, lo que dices me recuerda algo que en mi infancia leí a Don José María Pemán, eximio vate falangista, autor de El Divino Impaciente, y del Poema de la Bestia y el Ángel, y articulista del ABC de toda la vida, y que me dejó muy impresionado. Vino a decir que los avances de la ciencia no prevalecían contra la obra del altísimo, sino que por el contrario, incrementaban su gloria al ir desvelando y dejando al descubierto la impresionante arquitectura del mundo y de la vida.

V dijo...

Ese sería de los que cobraba por horas, ¿no? :)

Bah, me aburren los que siempre intentan darle la vuelta a todo para acabar con la misma cantinela. El problema es que no se cansan, los jodíos... ojss... qué agoniosos.

Lázaro dijo...

Este post me gusta más que Bono y que el de las sectas. Ahora bien, como ya me he equivocado alguna vez, no tengo muy claro de qué va: del alma?, de la escisión letras vs ciencias? del valor de la cc?
En cuanto a lo primero: alma es principio de vida, aliento vital; todo aquello que está vivo tiene alma y por ello, me resulta adorable en sí mismo
la escisión: pura catástrofe; el hombre ni es ni puede ser de ciencias o de letras, o mejor, el hombre es de letras o de ciencias, entendiendo la disyunción de manera inclusiva y no exclusiva. Esto último que es a lo que nuestra educación nos ha abocado, pura catástrofe.
De la ciencia yo me atrevería a afirmar que, si es de verdad, es pura poesía.
Por último: toda creencia es irracional; ahora bien, no creo que lo humano pueda materializarse libre de toda creencia. La razón necesita de lo irracional, lo mismo que el mal del bien, la derecha de la izquierda o lo masculino de lo femenino. Pura dialéctica.
Saludos.

Pepe dijo...

V, se gana más cobrando por horas?Además de todo lo que he dicho, Pemán fue alto cargo de la cultureta franquista, y censor férreo del régimen. De mayor era todo bonhomía -recuérdese su Séneca por los más mayores-, de joven parece que fue un halcón.

Lázaro, cc es cáceres? Este post va de lo que va, de la importancia de la neurobiología y de las dificultades para integrar sus conocimientos en el acervo cultural del hombre común. No hay -por supuesto- diferencia alguna entre ciencias y letras, entre racional o irracional, entre cuerpo y alma, bien y mal, izquierda y derecha, masculino y femenino, pues todo ello no es sino producto neuronal en último extremo.

"All that you touch
All that you see
All that you taste
All you feel
All that you love
All that you hate
All you distrust
All you save
All that you give
All that you deal
All that you buy
Beg, borrow or steal
All you create
All you destroy
All that you do
All that you say
All that you eat
Everyone you meet
All that you slight
Everyone you fight
All that is now
All that is gone
All that's to come
And everything under the sun is in tune
But the sun is eclipsed by the moon."

Lázaro dijo...

Gracias por la canción; éste fue uno de los primeros long play que me compré cuando era un adolescente. Saludos.

Pepe dijo...

No tuviste mal gusto para empezar, Lázaro. También fue uno de los primeros LPs que me compré en cuanto tuve algo de poder adquisitivo; entre tanto tenía casi todos sus temas en casettes grabados de la radio. (Creo que la letra que he copiado está mal, y en cada "all that" -"todo eso"- debería decir "all what" -"todo lo que"-; así es como me parece que suena)